Ayer tuvo lugar una nueva jornada de confrontación entre las personas convocadas por la Asamblea contra la Especulación y las Unidades de Intervención Policial que la Subdelegación del Gobierno ha traído para proteger la obra y reprimir la lucha.

De nuevo se inició una manifestación con un ambiente tenso, que se fue volviendo más critica a medida que la actitud policial se volvía más chulesca. Finalmente, a la llegada a nuestro barrio grupos numerosos de jóvenes colocaron barricadas y se enfrentaron de nuevo a la policía durante varias horas.

La policía cercó a los clientes de un conocido bar, que se encontraban disfrutando de una fiesta. Un grupo de ellos golpeó con los escudos y las porras a los clientes que se encontraban fuera. Sin embargo, la gente no se arredró e impidió que la policía detuviera a nadie ni entrara al bar, con gritos de “Antidisturbios, fuera de Burgos” y los brazos en alto frente a ellos.

 

IMG_20141108_181201

 

El rechazo a las unidades antidisturbios también se oía por la calle, y por ventanas y balcones. Sin embargo, pese a la expectación que hay en el barrio, no acaban de salir miles de personas a movilizarse, tan sólo cientos por el momento. ¿Estamos ante el inicio de otra revuelta o sólo es la expresión de los más jóvenes del barrio, hartos de que les roben su futuro? También es una incógnita si los episodios más crudos de la lucha seguirán repitiéndose en nuestro barrio o tendrán lugar en otros escenarios de la ciudad.

 

Por el momento hoy se celebra otra asamblea en la Plaza del Cid (centro de Burgos) a las 20 horas.

10372523_597396433721323_4962596951909464639_n

 

 

Anuncios